Notación rítmica

Para entender la notación rítmica debemos conocer las figuras musicales y las indicaciones de compás.

Figuras musicales

Las figuras musicales nos permiten especificar la duración de un sonido. Son las diferentes formas que adoptan las notas musicales para representar su duración. Las más empleadas son las denominadas: REDONDA, BLANCA, NEGRA, CORCHEA, SEMICORCHEA. También nos podemos encontrar la Fusa y la Semifusa.

Como podrán notar en el siguiente gráfico, cada figura dura el doble de tiempo que la siguiente y la mitad del tiempo que la anterior.

Silencios: los signos que representan la ausencia de sonido, se llaman silencios. A cada figura musical, le corresponde un silencio. Esta la equivalencia entre figuras y silencios

 

 

 

Cuando escribimos corcheas, semicorcheas, fusas y semifusas acostumbramos a agrupar el corchete de todas las que queden dentro de un tiempo para facilitar la lectura.

 

El compás

Se denominan así los fragmentos, de igual duración, en que se divide la obra musical. Dichos fragmentos, recordemos, se encuentran delimitados por unas líneas perpendiculares  que cortan el pentagrama, llamadas LÍNEAS DIVISORIAS. Para indicar el compás usamos dos cosas: la indicación de compás y las líneas divisorias

Los compases pueden ser BINARIOS, TERNARIOS y CUATERNARIOS, según el número  de tiempos o partes que contengan. Incluso, aunque menos comunes, encontramos compases de 5 ó 7 tiempos.

 

El tipo de compás se indica al principio del pentagrama, después de la clave, por medio de un número quebrado. Su numerador nos informa del número de tiempos que componen el compás. El denominador indica la unidad de medida que utilizamos por tiempo en figuras,  siendo comparada esta unidad con la redonda.


 

Compases simples y compases compuestos

Son compases simples aquellos cuya unidad de tiempo puede subdividirse en mitades. Ejemplo: la negra se subdivide en 2 corchea.
En los compases compuestos, la unidad de tiempo se subdivide en 3 partes. Además, tendremos en cuenta las siguientes aspectos:
1. Podemos reconocer los compases compuestos porque sus numeradores son 6, 9 ó 12.

2. podemos conocer el número de tiempos que componen el compás dividiendo el numerador entre 3. Por ejemplo un compás de 6/8 tiene 2 tiempos (6 dividido por 3).

3. Las unidades de tiempo de los compases compuestos llevan un puntillo.

4. El denominador indica la figura que ocupa un tercio del tiempo. Por ejemplo en el compás de 6/8 la corchea ocupa un tercio del tiempo ya que un tiempo se forma por 3 corcheas ó 1 negra con puntillo.